lunes, 14 de febrero de 2011

En qué consiste el Power Zen Fitness

Los entrenadores personales son cada vez más conscientes de que más que la búsqueda de los supermúsculos muchas mujeres han adoptado un estilo de vida fitness, con la idea de aumentar su bienestar físico y mental. Es por ello que actualmente los gimnasios ofrecen rutinas orientadas a relajar tensiones, estirar los músculos y fortalecer la tranquilidad.

powezenEs verdad que la rapidez de la vida cotidiana muchas veces nos estresa y en ese momento necesitamos un apoyo que nos ayude a sobrellevarlo. El estrés es un enemigo que afecta con frecuencia nuestra salud, restándonos fuerzas para trabajar, estudiar e incluso nos impide cumplir con las recomendaciones de las dietas.

Entre las técnicas que promueven el equilibrio psicofísico, se encuentra el Power Zen Fitness, el cual mezcla cuatro filosofías orientales: El tai-chi, el yoga, el shiatsu (como un auto masaje) y la relajación, con el fin de mejorar los hábitos de postura y de respiración, la elasticidad, la fuerza muscular y la armonía mental.

Esta secuencia completa de ejercicos se debe realizar tres veces a la semana y dejar la práctica de relajación para el final, pero si no disponemos de tiempo suficiente se pueden practicar uno o dos movimientos en la mañana y los demás antes de acostarnos. Si dedicamos estos momentos especiales solo para nosotras, nuestro cuerpo y emociones serán los beneficiados.

Elige tres posturas de yoga:

* Que fortalezca los músculos de espalda y piernas.
* Que estire espalda y hombros y aumente vitalidad.
* Que estire la parte posterior de las piernas y desarrolle el equilibrio.

En tai-chi:

* Que mejore la flexibilidad de la columna y dé fuerza interior.
* Que ayude a armonizar el estómago y bazo y equilibre la energía.

En shiatsu:

* Que atenúe la tensión de la región superior de la espalda y del cuello.
* Que disminuya el cansancio y el dolor lumbar.

La práctica de relajación, la cual consiste en realizar una respiración profunda, tomando aire lentamente por la nariz y expulsándolo por la boca, esto beneficiará a nuestra salud reduciendo el estrés y estimulando la capacidad pulmonar.

Diez minutos, tres veces a la semana, son suficientes para lograr armonizar nuestro cuerpo con nuestra alma y alejar el cansancio en forma definitiva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada