miércoles, 23 de febrero de 2011

Darle firmeza a los glúteos

Aunque el ejercicio tiene la finalidad general de hacer que nuestro organismo goce de buena salud, no todos los movimientos ni las cantidades en que los realicemos sirven para trabajar nuestro cuerpo en la misma medida. Mientras que algunos sirven para quemar grasas en el abdomen, otros ayudan a tonificar la musculatura en las piernas.

Paralelamente a una dieta adecuada, los ejercicios para darle firmeza a las pompas requieren haber quemado la grasa excedente en esa zona, caracterizada por la fácil aparición de celulitis y varices producto de rápidas subidas de peso. Así que ponte una ropa cómoda que permita una fluida circulación de sangre en los glúteos y comienza la siguiente rutina:

• Paso 1: Apóyate en el suelo, presionando hacia abajo con las manos -desde los dedos hasta el codo- y levantando las piernas 20 veces, respectivamente, con la espalda bien recta.

• Paso 2: Una vez que has separado las piernas a la distancia de los hombros, flexiona las rodillas lo más bajo que puedas, poniendo los brazos al frente para mantener la espalda recta. Realiza bloques de 20, descansando en los intervalos. Y para que haya mayor tonificación, aprieta los glúteos fuertemente mientras desciendes y relájalos al subir.

• Paso 3: Sujetándote al respaldar de una silla, flexiona una de tus piernas y estira la otra hasta que sientas el roce de la nalga. Hazlo 25 veces por cada pierna.

• Paso 4: Échate en una superficie plana, poniendo tu cabeza sobre un brazo. Luego coloca tus piernas en posición paralela, flexionándolas y levantándolas a 30 centímetros una de otra por 20 veces.

A medida que vayas avanzando en tu rutina, podrás hacer más repeticiones y gozar de un pompis durito en poco tiempo. Solo es cuestión de constancia y poco de esfuerzo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada